Benaiah contra el Goliat egipcio


 

Gerardo Jofre 05 de Julio de 2005

Uno de los episodios bíblicos más inquietantes y conocidos es el enfrentamiento entre David y Goliat: 1Samuel 17,4: “Salió al medio, de las filas de los filisteos, un hombre llamado Goliat, de Gat, que tenía de talla seis codos y un palmo (cuatro codos).

Cubría su cabeza un casco de bronce y llevaba una coraza escamada, de bronce también, de cinco mil siclos de peso. A los pies llevaba botas de bronce, y a las espaldas un escudo, también de bronce. El asta de su lanza era como el enjullo de un telar, y la punta de la lanza, de hierro, pesaba seiscientos siclos…”.

 

David y Goliat - Grabado del siglo XIX

David y Goliat – Grabado del siglo XIX

 

Sin embargo, los libros de Samuel también esconden otro enfrentamiento. Un episodio análogo al de David y Goliat, pero entre un Israelita y un egipcio. Se trata de un paralelismo bastante desconocido en donde uno de los hombres de David, llamado Benaiah se enfrenta contra un gigante egipcio.

La versión Septuaginta y la Vulgata nos presentan los libros I y II de Samuel como I y II del libro de los reyes. Los libros de Samuel fueron compilados en tiempos de Josias(640-609 A.C.),pero parte de sus fuentes literarias son anteriores.

En el capítulo 23 del Libro segundo se Samuel aparecen los siguientes versículos:

Versículo 21.-<<También mató él a un egipcio, hombre de gran estatura; y tenía el egipcio una lanza en su mano, pero descendió contra él con un palo, y arrebató al egipcio la lanza de la mano, y lo mató con su propia lanza>>.

Versículo 22.-<<Esto hizo Benaía hijo de Joiada, y ganó renombre con los tres valientes>>.

Y en el libro segundo de los Reyes podemos leer:

<< Él también mató a un egipcio, hombre que merecía verse…>>

“que merecía verse ” es interpretado como de gran estatura y en el primer libro de Crónicas o Paralipómenos cap.11, 23 nos dan más información sobre este egipcio:

<< Y el mató a un varón egipcio, cuya estatura era de cinco codos, y tenía una lanza como un enjullo de tejedores: descendió pues a él con un palo, y arrancole la lanza, que tenía en la mano, y le mató con su misma lanza>>.

La Biblia no menciona el nombre de este gigante egipcio, tan sólo nos da su estatura (cinco codos) y su arma (una lanza). Debido a la valentía de Benaía, David lo hizo su consejero o bien jefe de la guardia real, como algunos interpretan. El texto dice: ” Y David le puso a su oreja”.

Si tenemos en cuenta la altura de Goliat(6 codos y un palmo)en I Samuel 17:4; todavía este egipcio era más bajo. El codo judio ronda un mínimo entre los 0,4175 metros y un máximo de 50 0 51 centímetros (según distintas opiniones), por lo que este egipcio mediría como mínimo 2,08 metros de altura.

El paralelismo con la narración de David y Goliat es asombroso. Ambas redacciones se hallan en los libros de Samuel, ambos personajes son de enorme estaturay ambos iban armados con una lanza. Tanto la versión de la Biblia King James, como la American Standard Versión son iguales en II Samuel 23,21.

Si acudimos a la versión hebrea de II Samuel 23,21 que a continuación os expongo (las frases aquí expuestas en hebreo siguen una posición artificial no hebraica de izquierda a derecha para facilitar su lectura; de modo que las palabras sí se leen de derecha a izquierda, pero la frase aparece de izquierda a derecha):

 

Samuel 23,21 en hebreo y traducción al español

Samuel 23,21 en hebreo y traducción al español

 

Podemos ver que el texto hebreo que dice: << Y élhirió(golpeó)á un Egipcio, hombre de apariencia: y tenía el Egipcio una lanza en su mano; mas descendió á(contra) él con un palo, y arrebató al Egipcio la lanza de la mano, y matólo con su propia lanza>>.

Según he podido ver algunos estudiosos (McCarter) (Departamento de Historia, Filosofía y Estudios Judaicos de la Universidad de Israel) entienden que este texto de Samuel tiene una doble lectura y está corrompido enla palabra mar’eh, puesto que su sentido original está en Crónicas 11, 23, en cuanto a que se refiere a un atributo del egipcio: su gran estatura. Otros, por el contrario entienden de esta expresión que no estamos ante un gigante, sino que “Ish Mar-eh”sería “hombre de buen ver” por lo quealgunos piensan que se trataba de un explorador, vigilante o espía egipcio, algo propio en las tareas militares del siglo XI a.C., lo cual encajaría mejor con el contexto de la frase. Además elmismo término mar’eh también se emplea en Génesis 39,6 cuando dice que Joséera “ apuesto y de buena presencia” y según la Biblia José no era un gigante.

La otra palabra que nos ofrece una versión alternativa a está narración es Shebet, una palabra que tiene dos interpretaciones posibles:

a.-) Una interpretación literal nos indica que Shebet viene de la raíz “bifurcarse de “, el cual en su traducción al latín es “bifurcus”, que significa ahorquillado o con forma de horquilla. Y una horquilla es un palo terminado en uno de sus dos extremos por dos puntas. Es decir, no se trataba de un simple palo, sino de una horquilla que permitiría hacerle perder el arma al egipcio. Esto encaja bastante con el contexto de un enfrentamiento military el hecho de que le arrebatara la lanza.

b.-)Una interpretación figurativa: En donde la expresión Shebet significa en hebreo “tribu” o “clan”.Entonces se entendería que Benaiah descendió a él con su clan o tribu. En definitiva, con sus hombres. Los hombres de David.

Estas versiones alternativas en II Samuel 23,21 son relevantes pues cambiarían completamente el contexto de esta historia. De un Goliat egipcio pasaríamos a tener un egipcio de estatura normal que realizaba labores de espionaje, detenido, desarmado por el clan de Benaiah y luego asesinado.

Tal vez eso fue lo que sucedió. Un hecho que habría sido premiado por el propio David, nombrando a Benaiah jefe de la guardia real o consejero, pues había detenido y muerto a un espía egipcio.Si ello fuera así,los redactores del libro de Crónicas y Reyes habrían recogido el relato del egipcio y lo habrían adornado de una forma similar al episodio de David y Goliat. No sólo David era un héroe, sino que Benaiah que velaba por la seguridad del rey también había hecho una hazaña similar. De esta manera Benaiah se convertía en un reflejo del monarca.

En cuanto a la versión griega o septuaginta de II Samuel 23,21 podéis verla en II Reyes 23,21:

 

Samuel 23,21 en hebreo y traducción al español

Samuel 23,21 en hebreo y traducción al español

 

y la vulgata de la siguiente manera:

ipse quoque interfecit virum aegyptium virum dignum spectaculo habentem in manu hastam itaque cum descendisset ad eum in virga vi extorsit hastam de manu Aegyptii et interfecit eum hasta sua.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s